Un Pueblo Se Negaba A Ayudar A Este Perro Vecino. Entonces Ellos Deciden Saltar La Pared.

La historia que estás por ver a continuación es la de un perro que no tenía nombre. Ni tampoco una familia real.

Quien quiera que haya sido su dueño, lo mantenía atado todo el día con su hocico pegado con cinta. Una verdadera atrocidad.

Pasaba sus días durmiendo bajo el frío, sobre el piso duro de concreto, ignorado por el mundo. Él ladraba en búsqueda de atención, hasta que sus vecinos lo oyeron.

Incluso las quejas inútiles de los vecinos con la policía no hicieron nada para modificar esta triste situación.

Sin razón alguna, este pobre perro fue atado, amordazado y tratado como si no valiese nada.

En la foto se puede apreciar la crueldad con la que cubrieron su hocico sin razón alguna.

perro-atado-1

Encadenado y solo. Cada. Día.

perro-atado-2

Todos los días tirado sobre el frío concreto, sin ninguna compañía.

perro-atado-3

No podemos imaginar lo difícil que debe ser una vida tan solitaria y monótona.

Sin embargo, algo estaba por cambiar.

La historia sigue en la página siguiente.

perro-atado-4

Anterior

Fuente: Animal Advocates Society

Te puede interesar

Sobre Nosotros | Contacto | Privacidad | DMCA