Esta Mujer Junto A Sus Dos Pequeñas Hijas Encontró Un Viejo Autobús Que Le Cambiaría La Vida…

Las casas en trailer, bus, contenedor o de base en permacultura se están transformando en una pequeña revolución. Por sus costos, por su versatilidad, por ser autosustentables, y por el intenso contacto que facilitan con la naturaleza, la base de toda las cosas.

Una mujer que buscaba más de todo esto y quería salir un poco de la euforia de las ciudades de concreto masivo encontró un halo de inspiración en la carrocería de un autobús escolar que todavía funcionaba. Nada detuvo su euforia y su entusiasmo por transformarlo paso a paso en una casa que le de una vida con más paz y más naturaleza. Con algunos amigos y sus dos pequeñas hijas decidió emprender este proyecto que cambiaría su forma de vida.

Ella sabía que estaba emprendiendo un proyecto en el que participarían sus dos pequeñas hijas…

girlbus-7

Para ello Stephanie Adams compró online un autobús escolar diesel modelo 2000 por 2.125 dólares.

girlbus-4

Lo trasladó ella misma hasta Tennessee en Estados Unidos dónde, con la ayuda de unos amigos y sus dos hijas, comenzó a retirar todo el interior.

girlbus-3

Es increíble el poco espacio que uno necesita en verdad para lo esencial de todos los días, y esta casa de Stephanie es el mejor ejemplo.

girlbus-6

Ella incorporó en el living un sillón que se transforma en cama doble, mesas que sirven como escritorio, entretenimiento y espacio de comidas…

girlbus-5

Luego la cocina la hizo sofisticada y cómoda para poder cocinar con todo el tiempo del mundo, con calor, frío para conservas, lavaplatos, y una amplia despensa.

girlbus-8

La habitación de Stephanie está equipada con lugar suficiente para su ropa e inundada de luz natural.

girlbus-2

Ella documentó todo el proceso, con la mirada fija en «vivir de forma más feliz y de forma más simple».

girlbus-9

Ella dice no poder explicar con palabras la cantidad de tranquilidad que encontró en su nueva forma de vida.

girlbus-1

Comenzó a escribir sobre ello: sobre cómo vivir con demasiado espacio y demasiadas pertenencias nos distraen de apreciar lo chico y lo simple de la vida.

Comparte la historia de Stephanie apretando el botón de abajo! Por las casas rodantes y las cosas simples!

Fuente: Inhabitat

Te puede interesar

Sobre Nosotros | Contacto | Privacidad | DMCA