Este Perro Nació Sin Sus Ojos, Pero Tiene Una Gran Sonrisa Y Un Enorme Corazón.

Esta es la historia de un perro que nació sin sus ojos. Su nombre es Smiley y combina muy bien con su forma de ser porque es un perro muy amigable que le puede alegrar el día a cualquiera. Tiene un rostro muy feliz, aunque este perro de nueve años no tuvo un comienzo fácil.

Smiley, nació sin sus ojos y tuvieron que coserlos para prevenir infecciones. Nació en una cajuela para perros y luego fue adoptado por una familia cariñosa. Ahora se ha convertido en un perro terapéutico.

Smiley comparte su contagiante felicidad con pacientes deshabilitados y enfermos mentales.

Perro ciego 1

Algunos de los pacientes nunca sonríen, excepto cuando ven a Smiley.

perro

Perro ciego 2

Él tiene este adorable hábito de presentarse a todos dando la pata.

Perro ciego 3

Como no podrías enamorarte con este rostro?

Perro ciego 5

Cuando él juega con las personas suele golpearse levemente pero le encanta andar detrás de uno.

Perro ciego 4

Perro ciego 6

Smiley reconoce los talones y la voz de Joanne. El sonido de sus pies le ayuda a saber si hay otro obstáculo en el camino.

Perro ciego 14

Joanne adoptó a Smiley desde que tenía dos años de edad. Lo llevó a casa y ahora es un miembro honorable de la familia.

Perro ciego 10

Perro ciego 7

Perro ciego 11

Perro ciego 8

Perro ciego 12

Tiene la gran ventaja de que Joanne es entrenadora de perros.

Perro ciego 9

Hay otros perros como Smiley esperando ser adoptados por personas como Joanne quien le dio su amor incondicional.

Qué te pareció esta historia? Cuéntanos en los comentarios.

Fuente: Pulp Tastic

Te puede interesar

Sobre Nosotros | Contacto | Privacidad | DMCA