Esta Es La Historia De Un Hombre Al Cual Le Negaron Un Trabajo Por Un Pequeño Detalle

Esta es la historia de un hombre al cual le negaron un trabajo por un pequeño detalle. Pero ese detalle tendría un impacto INMENSO en su vida.

Desliza hacia abajo para leer su historia completa, vale la pena leerla hasta el final y te dejará una gran enseñanza.

Un hombre pide trabajo como conserje en una empresa muy grande, y lo llaman para una entrevista de trabajo. El jefe de Recursos Humanos le ofrece el trabajo y le pregunta: “¿Me puede dar su correo electrónico para que le envíe todos los documentos”?

El hombre contesta: “No tengo cuenta de email ni un ordenador disponible”.

El jefe de Recursos Humanos se sorprende muchísimo: “¿De verdad? Entonces, lo siento mucho. Sin un correo electrónico, no lo podemos agregar en nuestro sistema y, por lo tanto, no le puedo dar el trabajo. Buenas tardes”.

El hombre, enfadado, deja la oficina moviendo la cabeza. Mira en su cartera y encuentra un billete de 10 dolares. Entonces se le ocurre una idea.

Va al supermercado y compra 5 kilos de manzanas y las vende casa por casa. Una hora después tiene 20$, que usa para comprar más manzanas. Continúa con las ventas hasta muy tarde. Al final del día, regresa a casa con 160$ en los bolsillos.

El hombre continúa sus ventas puerta por puerta y desarrolla una intuición para saber lo que la gente quiere y necesita. Esto le da más idea sobre el negocio, y finalmente es capaz de comprarse una bicicleta y un camión de reparto. Después pone su propia empresa. Algunos años más tarde, se convierte en el dueño de una cadena de supermercados.

Al volverse mayor, comienza a pensar en su retiro y en dejarle algo a su familia. Consultó a un asesor financiero para encontrar la mejor forma de repartir su herencia. Cuando estaban listos con todo el plan financiero, el asesor le preguntó por su cuenta de correo electrónico para enviarle todos los documentos.

El hombre respondió: “Nunca he tenido una cuenta de email o una computadora y nunca lo haré. Por favor, envíeme todo por correo postal”.

El asesor financiero estaba muy sorprendido y le dijo: ¿Ha construido todo un imperio sin un ordenador ni una cuenta de email? ¡Imagínese dónde estaría usted si hubiera usado esas herramientas!”.

El hombre respondió: “Sería conserje”.

En épocas donde la tecnología nos inunda a cada paso que damos, esta historia deja mucho para pensar. ¿Que te pareció? Cuéntanos en los comentarios de abajo.

Fuente: No lo creo

Te puede interesar

Sobre Nosotros | Contacto | Privacidad | DMCA